Jesús y los doctores
Firmada y fechada en la parte superior hacia la izquierda: Rembrandt f. 1654
Aguafuerte. 95 x 144 mm
2 estados
1er estado
Prueba muy temprana, en la que se advierten los ligeros arañazos que quedaron al pulir la plancha. Entintada dejando un tono superficial. El segundo estado tiene las esquinas redondeadas.
BNE, Invent / 29231

Série L'Enfance du Christ, 1654
Como todas las estampas de la serie, ésta también tiene un formato apaisado, y la disposición de los personajes principales es totalmente frontal. Es muy diferente de la que Rembrandt había grabado dos años antes sobre el mismo tema, no sólo en ese aspecto y en que la plancha está más trabajada, sino también en la composición, bastante más compleja. Los personajes, sentados o de pie, colocados de espaldas, de frente o de perfil, van creando distintos planos y se articulan formando grupos que se contrapesan entre sí: el compacto de los ancianos de la izquierda culmina con la clara figura de Jesús, que se dirige al que está de espaldas en primer plano, cerrando el círculo; la gran figura del sacerdote que ocupa el centro de la imagen está compensada con la altura del personaje que se yergue junto a él, más joven y vestido de un modo muy distinto al de los demás y que, al presentarse de perfil, crea un primer plano que echa hacia atrás al que está sentado. Tras él, un viejo mendigo cojo quiere subir al estrado viniendo desde el fondo, y sobre él asoman las cabezas de otros ancianos tras un alto parapeto, situado en escorzo para ampliar la composición hacia la derecha.
Los rostros de los viejos doctores que rodean al joven Jesús constituyen una verdadera antología de expresiones de quien escucha con atención y medita, mientras que la de éste es la de convencer. Cada una de las pequeñas cabezas tiene una gran personalidad y unos rasgos muy diferenciados y, a pesar de la gran economía de trazos con los que están dibujadas, son de un extraordinario naturalismo y expresividad.
Al estampar la plancha, Rembrandt dejó una ligerísima capa de tinta apenas perceptible en la parte inferior para dar más solidez a la base de la imagen.
E. S. P.